Prurito en el glande, uno de los síntomas de la balanitis

prurito en el glande

El prurito en el glande es, sin duda alguna, señal de que algo no anda del todo bien, generalmente, es un indicativo de una infección llamada balanitis.

Y, aunque la vida ajetreada que llevamos actualmente en ocasiones nos lleva a restarle importancia a nuestra salud, la comezón en el glande es algo que no debes pasar por alto.

prurito en el glande

¿Qué es la balanitis?

Como indicamos anteriormente, la balanitis es una infección que puede ser causada por varios factores, los más comunes son los siguientes:

  1. Mala higiene.
  2. Hongos.
  3. Alergias.
  4. Virus del tipo herpes y VIH.
  5. Diabetes.

Ten en cuenta que estas son algunas de las causas más comunes, pero existen más factores que pueden originar una balanitis.

¿Cómo detectar una balanitis?

A pesar de que las causas que la originan pueden ser diversas, la balanitis siempre produce los mismos síntomas, eso sí, la intensidad de cada uno de ellos puede variar siendo más intensos en algunos casos.

La balanitis se presenta con el siguiente cuadro:

  • Prurito, comezón o picazón, este síntoma puede llegar a ser uno de los más molestosos.
  • Piel enrojecida.
  • Inflamación, que en ocasiones impide la retracción del prepucio.
  • Secreción mal oliente, espesa, parecida a pus.
  • Ardor.
  • Dolor, que en muchas ocasiones impide tener relaciones sexuales.

¿Cómo prevenir la balanitis?

Definitivamente la prevención puede ahorrarte muchos dolores de cabeza y malos ratos, así que ten en cuenta las siguientes recomendaciones. Aún así si ya es muy tarde lo que necesitarás es saber como curar los hongos en el glande con remedios caseros, siempre los recomendamos desde aquí porque son la mejor opción. Además aquí en Perú existen hierbas con excelente propiedades que pueden hacer el proceso aún más sencillo.

  1. Es primordial que exista un buen aseo, esto no quiere decir que debas de lavar con demasiada frecuencia tus genitales, es más bien que lo hagas de la manera correcta, utilizando productos que contengan un pH indicado para la zona y retirando diariamente la piel del prepucio para que no se acumulen cosas indeseadas.
  2. Vigila lo que comes, si tu dieta está llena de dulces, refrescos, comidas procesados, etc., serás más propenso a sufrir de distintas patologías ya que ese tipo de alimentos no fortalecen tu sistema inmunológico.
  3. Utiliza ropa que facilite la transpiración, tanto en ropa interior como en pantalones y pantalonetas.
  4. Utiliza preservativos, así evitas el posible contagio de muchas enfermedades tanto para ti como para tu pareja.
  5. En caso de que sigas todas las recomendaciones anteriores y aun así se presenten molestias prueba con utilizar diferentes jabones y suavizantes de ropa, recuerda que la balanitis tambien es causada por alergias, y, posiblemente ese sea tu caso.

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *